calidad de los articulos

viernes, 3 de agosto de 2012

EL DOCENTE Y LA EDUCACION PARA LA CIUDADANIA

ESTAR ACTUALIZADO CADA DIA



EL DOCENTE Y LA EDUCACION PARA LA CIUDADANIA


Desde las primeras épocas en que se inicia la educación de las persona, refiriéndonos a Grecia, se puede decir que los gobiernos Espartanos y Atenienses educaban a sus ciudadanos para la ciudadanía.

Los gobiernos al trabajar la educación de los jóvenes han adaptado el sistema educativo a una constitución que en su carácter particular entre todas las facultades, conocimientos, habilidades, destrezas en las que hay que educar se encuentra la democracia y el amor al suelo que te vio nacer como una de las practicas de la virtud.

El fin de toda ciudad se encuentra en considerar a todos los ciudadanos como iguales en un sentido de justicia y democracia; en el que el gobierno está para servir al pueblo y no para servirse del pueblo; el entendimiento en los asuntos de la comunidad debe ser comunitario tal como los intereses del pueblo deben generarse y servir a los pueblos. Y el cuidado del pueblo debe ser a favor del mismo; por lo que la educación para la ciudadanía que en manos de los docentes, a través de actividades tan sencillas como son el conocimiento de la historia popular el análisis de sus acciones y días festivos.

Platón: página 440; sepan cuantos diálogos de Platón. Ed. Porrúa:

--Pero ten en cuenta, querido Polimarco, que si la justicia solo nos es útil para aquellas cosas de que no hacemos uso, no puede decirse que tenga gran importancia. Para mientes, además en lo que voy a decirte: el que es más diestro en dar golpes, así en la guerra como en la lucha, ¿No es también el más diestro en precaverse de los golpes contra él dirigidos? ---Si---- Y el más diestro en guardarse de una enfermedad y en prevenirla, ¿No será a la vez, el más capacitado para hacer contraer a otro esa misma enfermedad?---Tal creo---…. El hombre justo es, por tanto, un pícaro….

Por tanto el papel del docente no es formar alumnos únicamente en la conciencia del bien y del mal sino educarlos como ciudadanos consientes de la existencia de ambas dualidades en lo hombre y saber controlarse a favor de la ciudadanía; su comunidad; su grupo; etnia.

Los temas de relevancia social son un buen pretexto para el análisis de situaciones, para la formación de juicios de valor y como herramientas para la formación de la ciudadanía; lo que para el docente ha de favorecer el tratamiento de aprendizajes relacionados con los valores y actitudes que contribuyen a la crítica, responsable y participativa.

BIBLIOGRAFIA:

• El valor de educar. Fernando Savater. Editorial Instituto de Estudios Educativos y Sindicales de America. México 1997.

• Diálogos. Platón. Decimoséptima edición. Editorial Porrúa. México 1978.

• Plan de estudios 2011.Educacion Básica. SEP. México 2011
Publicar un comentario