calidad de los articulos

sábado, 14 de marzo de 2009

KIWI

KIWI

El que de esperanza vive, la esperanza lo mantiene, esto es algo que nos distingue como seres humanos; fe y esperanza es lo que hacemos cuando deseamos o queremos alcanzar algo en la vida.
Sabemos que existen dos corrientes filosóficas que mueven al mundo y ambas se basan en la Fe y la Esperanza; la una solo aspira a la contemplación y a esperar que los bienes lleguen a él; la otra un tanto más activa, no está deseando esperar ni en la contemplación; piensa que las personas deben buscar el bien actuando, no esperar a que llegue sino salir en su búsqueda.
Como seres humanos, nos encontramos siempre ante esta disyuntiva; esperar los beneficios o salir a buscarlos; esta es una decisión personal debemos actualizarnos para alcanzar nuestro sueño; sueño que por cierto es muy particular; nadie ha de soñar por nosotros ni alcanzar nuestros logros; así que la meta a la que lleguemos será nuestro pequeño logro, por lo que debemos recordar que la vida está llena de pequeños triunfos que a la postre hacen uno mayor.
Aquel que sigue su sueño realiza algo en la vida y aunque muchas veces nos digan que es imposible, descubriremos que cumplir con nuestra esperanza es dejar huella Si con fe y lucha, buscamos cumplir con nuestra meta en la vida, no importan las dificultades que enfrentemos y a quien debamos enfrentarnos, lograremos aquello que siempre hemos deseado. (tal cual describe Fran Kafka en su texto la justicia) Es decisión propia la forma en que hagamos las cosas y no demos a los otros el privilegio de decidir en nuestras vidas, seamos nosotros los que enfrentemos las situaciones y luchemos por mejorar las mismas.

Ya decia Kim cuando hablaba con el patan que la mano de la amistad desvie el látigo de la calamidad, asi enfrentando y apoyandose de los verdaderos amigos habremos de avanzar y alcanzar nuestras metas(Rudyar Kipling)


El tiempo de realizarlo no importan lo importante esta en fijarse la meta y cumplirla, por lo tanto entre más difícil se vea la situación cuantimás valor tiene que se logre; y aunque se “falle” la experiencia deja mucho aprendizaje, entre mas aprendizajes nos debe un proyecto más grande será el triunfo.(, cuando vayan mal las cosas,... como a veces Rudyard Kipling)


Porque las personas son tan grandes como grandes son sus sueños.


Claro es, que siempre escucharemos aquellas voces que se niegan a nuestra grandeza, aquellas voces que nos piden que no salgamos, que no lo intentemos, que nos quedemos dónde estamos y que sobre todo esperan en todo momento que caigamos, para decir, que ellos tenían la razón. (pero es necesario agradecer esas voces porque en verdad, son las que nos alientan a triunfar).


Pero sobre todo debemos recordar que el mundo avanza por aquellos que se atreven a ir en busca de su sueño.

Publicar un comentario