calidad de los articulos

domingo, 1 de noviembre de 2015

LA MISIÓN DE LA ESCUELA

ESTAR ACTUALIZADO CADA DÍA



LA MISIÓN DE LA ESCUELA
            Es momento de sentarnos a pensar cual es la misión de la escuela bajo las nuevas perspectivas de este siglo XXI en donde se descalifica la educación normalista; donde los maestros se dividen en dos grupos; uno que pretende lograr aprendizajes en los alumnos y el desarrollo del deber ser, saber hacer, empatizar con el alumno; socializando el conocimiento; mientras que el otro se conforma con sobrevivir y llevarse lo más que se pueda antes de fenecer como docente o maestro.
                Como bien sabemos “La misión es una declaración del «deber ser» y del compromiso que asume la escuela ante su comunidad”.
                Para el docente que se entrega a la profesión construir y asumir la misión propicia que el director y los maestros estén dispuestos a cumplirla fincándose en los valores que poseen para alcanzarla; así deberán tenerla siempre presente como compromiso prioritario del colectivo, con la escuela y sus propósitos. La disposición del colectivo escolar es fundamental para el logro de sus propósitos.
                Por tanto algo que se les ha olvidado a las autoridades educativas, desee un tiempo atrás; es renovar constantemente su disposición de los docentes  para la realización de las tareas educativas.
                La misión atiende la razón de ser de la escuela pública mexicana, se ve claramente definida y orientada desde la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y sus artículos relacionados con la educación, la Ley General de Educación, El Programa Nacional de Educación 2011 en plan y programas de estudio; acuerdo 592 de la SEP,  las leyes y los programas estatales de educación y otros documentos normativos.

La misión de la escuela define y orienta para el docente el hacer cotidiano hacia la adquisición de conocimientos, desarrollo de habilidades y construcción de valores y actitudes en los alumnos. Siendo que  la expresa en los logros de aprendizaje que se espera obtengan los estudiantes (aprendizajes esperados), no como calificación asignada, sino como competencias, habilidades, destrezas y valores adquiridos para su desarrollo físico y social.
Para el cumplimiento de la misión de la escuela se han formulado algunas situaciones que durante el paso de los años desde 1950 hasta la fecha se han desarrollado como son.
1.       Una educación de carácter nacional.
2.       Una educación de carácter democrático
3.       Una educación laica
4.       Educación gratuita
5.       La obligatoriedad de la educación.
Al que le corresponde organizar el funcionamiento diario de la escuela es al docente, al consejo técnico y al director escolar lo cual permite el logro en la misión de la escuela y los propósitos educativos; pero es en el aula desde el manejo de los principios pedagógicos donde se realiza la labor más fuerte; es donde el trabajo del topo construye habilidades, destrezas, haceres, desaceres y valores. Es en el aula donde lo cognitivo, procedimental, actitudinal, valoral y social se funden y se amalgaman en los que aprenden formando al nuevo mexicano; aquel que va a triunfar en el siglo XXI; y si bien no es para todos lo esperado, se espera que más de un 90% sea el número de elementos efectivos a lograr.
Ya Tonnuci en sus documentos  nos menciona como ha cambiado la misión de la escuela; hoy se dice:
La misión de la escuela ya no es enseñar cosas. Eso lo hace mejor la TV o Internet…  la escuela de hoy debe ser el lugar donde los chicos aprendan a manejar y usar bien las nuevas tecnologías, donde se transmita un método de trabajo e investigación científica, un espacio en el cual se fomente el conocimiento crítico y se aprenda a cooperar y trabajar en equipo; el respeto a la mujer y a la igual entre los seres humanos; la cultura de su pueblo y a vivir en armonía con la naturaleza y la sociedad.
Veamos entonces con ojos de educador de docente entregado de verdad al trabajo formativo de los nuevos ciudadanos porque ahora la escuela “va a ser el sitio donde los chicos aprendan a manejar y emplear bien las nuevas tecnologías, donde se transmita un procedimiento de trabajo y también investigación científica, se promueva el conocimiento crítico y se aprenda a colaborar y trabajar en equipo”.
La escuela donde nos formamos ha sido un instituto que ha aceptado  un papel absorbente en la vida de los chicos; los cuales ahora ya convertidos en maestros. De ahí que el disiente es el  que defiende el  cambio de la escuela y trata de hacer que los otros vean la nueva misión de la misma.
La cual  ha de ser  preciosa, con jardines, huertas donde los chicos puedan jugar y caminar tranquilos; y no con patios enormes y juegos uniformes que no sugieran solamente una descarga explosiva para pequeños sobreexigidos“; además se sugiere que los maestros no llenen de contenidos a sus estudiantes, sino escuchen lo que ya saben, y que planteen métodos interesantes para discutir el conocimiento que traen de sus casas, de Internet, de los reportajes televisivos. “¡Que se terminen los deberes! Que la escuela sepa que no tiene el derecho de ocupar toda la vida de los pequeños. Que se les dé el tiempo para jugar. Y mucho de charlar pausado y de pensamiento agudo, el docente como educador habrá de transmitir la imagen de un padre, un abuelo, un educador que ha  aprendido a ver la vida desde la perspectiva de los pequeños. Y recorre el planeta pidiendo a voces a políticos y líderes que respeten la voz de los más pequeños.
Entonces se sugiere que:
1.       La escuela ha de  hacerse cargo de las bases culturales de los chicos. Debe pensarse como un sitio que:
a.       ofrezca una propuesta rica:
b.      un espacio agradable donde se escuche música en los recreos, que esté anegado de arte;
c.        donde se les lean a los chicos a lo largo de 15 minutos libros cultos a fin de que tomen contacto con la emoción de la lectura.
d.      Donde los maestros deben valorar el conocimiento, la historia familiar que cada pequeño desde sus primeros años en la escuela.
2.       En la escuela se acepte, que:
a.        los conocimientos ya están en medio de nosotros: en los reportajes, en Internet, en los libros.
b.       El educar deber ser un procedimiento científico.
                                                                                      i.      Donde la  postura dogmática del docente que tiene el saber y que lo transmite desde una tarima o bien un pizarrón mientras que los pupilos (los que no saben nada), debe mejorarse día a día.
3.       Donde el docente:
a.       Asume el papel de un facilitador,
b.      Un adulto que escuche y plantee métodos y experiencias interesantes de aprendizaje.
c.       Una persona que comprende que los enseñantes deberían tener una actitud de curiosidad en frente de lo que los pupilos saben y desean.
                                                                                      i.       Les solicitaría a los maestros que invitaran a los pequeños a llevar su planeta en el instituto, que les dejaran traer sus canicas, sus animales, todo cuanto hace a su vida infantil.
                                                                                     ii.      Y que juntos saliesen a explorar el afuera.
4.       Para mejorar la escuela debemos comprender ¿Por qué la escuela está asumiendo un papel demasiado absorbente en la vida de los pequeños?
a.       Ya que ella, empieza a  invadir su tiempo. Puesto que la labor escolar, que se hace en las escuelas, no tiene ningún valor pedagógico; más que de entretenimiento de los alumnos; mientras sus padres trabajan o se dedican a otras cosas.
b.      Y es que no sirve ni para ahondar ni para recobrar conocimientos.
                                                                                      i.      Porque hay que darles tiempo a los pequeños.
                                                                                     ii.       La Convención de los Derechos del Pequeño les reconoce a ellos 2 derechos que son el juego y la convivencia con sus padres.

BIBLIOGRAFIA

http://elbonia.cent.uji.es/jordi/2009/04/14/tonucci-la-mision-principal-de-la-escuela-ya-no-es-ensenar-cosas/
Publicar un comentario